Reservaahora tu viaje

Abedules y otoño.

Abedules y otoño (foto: forwallpaper.com)

 

En los últimos días las temperaturas han descendido considerablemente. Hemos pasado de los agradables 12º/15ºC a los 0ºC, incluso temperaturas bajo cero y un poco de nieve.

Es tiempo de guardar las bicis y las canoas, ahora es el momento para desempolvar los esquís y pronto las motos de nieve. El otoño toca su fin en Laponia, estación que aquí se conoce como Ruska.

Los arboles poco a poco van perdiendo las hojas, los días son nublados y parece que pueda llover… Septiembre es un mes tranquilo. A pesar de este cambio radical este mes es maravilloso. El bosque se transforma en colores y se llena de setas y bayas. Esta transformación precede a la entrada del invierno.

Para los animales es hora de apresurarse a comer y prepararse para el invierno. Los renos engordarán hasta superar los 100 kilos. Los osos empiezan ya a apurar los días antes de retirarse a su guarida invernal para sumergirse en su profundo sueño…

El otoño -Ruska- invita a las excursiones, sin el calor agobiante del verano ni los mosquitos, caminar por el bosque recogiendo bayas y setas o simplemente porque si, por el placer de pasear en tranquilidad y disfrutando de un paisaje multicolor. También es un buen momento para observar las Auroras Boreales.

 

 

Los arboles

Los árboles son los grandes protagonistas de esta maravilla de la naturaleza. Abedules, Chopos, Olmos, Arces y Álamos son los responsables de tanto color. Antes de caer, sus hojas se transforman en rojo, ocre, marrón, amarillo… Los árboles que resplandecían en verde intenso durante el verano ahora nos alegran con una ultima explosión de color antes d que sus ramas, desnudas, sean soporte para la nieve.

El Abedul es el árbol nacional. No es de extrañar, pues sus propiedades medicinales han sido de gran ayuda para el pueblo Finlandés.

El Chopo se utiliza para hacer papel. La industria papelera en Finlandia es una de sus principales fuentes económicas.

 

Los frutos del bosque

En Laponia encontramos una gran variedad de bayas silvestres. El interés que tienen los Finlandeses a recoger bayas llega a límites insospechados, simplemente les encanta y hay mucha afición.

Cualquier lugar es bueno para recoger frutas del bosque pues da igual por donde uno camine, están por todo el bosque.

El montón de kilos que puede llegar a recoger una sola persona se preparan a modo de mermelada, jarabe y congelando el fruto entero para que se puedan consumir durante meses.

Los frutos del bosque mas comunes son: Mora de los pantanos (lakkahillo), mirtillo (mustikka), frambuesa (vadelma), grosella negra (mustaherukka), grosella roja (punaherukka), arándano (karpalo) y arándano rojo (puolukka).

El arándano rojo es el fruto que se utiliza para componer el plato mas tipico de Finlandia: el «porokärystys». Un plato que mezcla la carne de reno, puré de patatas, pepinillos y mermelada de arándanos rojos. Riquisssimo!

La mora de los pantanos es la baya mas preciada y a la vez la mas cara. Como su nombre indica este fruto se encuentra en las zonas pantanosas, donde mas mosquitos hay. Cada planta tiene un fruto muy blando que tiene que cogerse con cuidado para no romperlo. Esto, el hecho de tener que pasearse por los pantanos y tener que agacharse cada vez para recoger una unidad hace muy laboriosa su recogida.

 

 

Las setas

En Laponia las setas no se buscan, uno se va tropezando con ellas. Tan solo hay que saber elegir. Unos años son mejores que otros, pero Finlandia también es un paraíso para los amantes de la micología.

Aunque existen algunos platos en los que se utilizan las setas, no hay tanta afición a recogerlas como afición hay para las frutas del bosque.

El pueblo Sami, en general, no recoge setas pues estas son un alimento principal y muy importante para los renos y tal vez sea por esto que aquí  en Laponia no se encuentran muchas personas por el bosque recogiendo setas.

Las setas mas sabrosas que podemos encontrar son:

Hongo blanco (herkkutatti – boletus edulis).

Hongo pino o Matsutake (Tuoksuvalmuska – tricholoma matsutake). Esta seta, muy aromática, es muy apreciada en Japón y otros paises asiáticos.

Y aquí un par de setas que se comen pero que una es tóxica y otra venenosa:

Lactario rojizo (kangasrousku – lactarius rufus). Es un seta tóxica y debe hervir 10 minutos a fuego muy alto antes de comerla. Se encuentran en grandes cantidades y se preparan en sal para conservarlas.

Falsa colmenilla (korvasieni – gyromitra esculenta). Esta seta es venenosa mortal, pero adecuadamente preparada es deliciosa y se puede encontrar en lata.

 

 

Colores y más colores

El suelo lleno de hojas como alformbra multicolor. Paseos, largas excursiones, buscar setas y frutos del bosque. Los pájaros empiezan su migración… Tranquilidad, calma, silencio… Días que van oscureciendo y ganas, muchas ganas de que llegue la nieve!